El mundo entero pasa por Marsella, de Ángela Martín de Burgo

marsella

André, tras la separación de sus padres y la pérdida de trabajo de la madre, abandonará las aulas de un liceo de Marsella para sobrevivir en un principio a base de pequeños robos. Arrastrado por las circunstancias, se verá envuelto en una cadena de crímen


El mundo entero pasa por Marsella, es la nueva novela de Ángela. Todo un homenaje a la ciudad que está considerada “la puerta del mundo”: Marsella. Está considerada la primera ciudad de Francia y la más importante. Es la puerta al mundo o el umbral de los pueblos, es una de las ruinas del viejo Mediterráneo, llena de sabiduría.

A través del entramado de sus calles, La Canebière, situaremos a André Dreujou. Un jóven cuya separación de sus padres y la perdida de trabajo de su madre, provocará que abandone las clases en el liceo e intentará sobrevivir, en un inicio mediante pequeños robos en cajeros automáticos, móviles, carteras, etc. Pero, después se verá envuelto en una cadena de crímenes, soportará la amargura de su culpa y se sintirá tan atormentado por la violencia que causa a sus propias víctimas. El inspector Labachaise, jefe del departamento de polícia, se encargará de investigar.

André y su madre, al ser abandonada por su marido alcohólico y maltratador, son recogidos por una tía y su familia. Si hay un personaje que me conmueve, es André, un joven abandonado y perdido al que se ve arrastrado a un destino que no ha escogido. En sí es un buen estudiante, pero se ve abocado por las situaciones.

En la segunda parte de este excelente libro, se centrará en este personaje, su ritmo, la sensación de profundidad y el peso de la vida que parece condenarel (su vida en matrimonio, como le abandona, su dia a día, etc), provocarán que no queramos parar de leer la novela.

El libro está plagado de referencias a libros, escenas de cine o frases filosóficas. Por lo que se convertirá en una novela de pensamiento, que busca la resolución del caso criminal y el proceso de la acción-consecuencia que los actos llevan en su naturaleza. El protagonista pasa noches leyendo a Dostoievski, Baroja o Barrigton.

Pese a que se habla con amor de Marsella, no se describen grandes monumentos, ni rincones turísticos. Sino que es una visita apasionada y pasional de sus rincones y lugares que a él le inspiran.

André, no es un enemigo a abatir, sino que lo sumergiremos en un mundo de contradicciones, con inteligente y sin prejuicios. El libro, se distancia del sector audiovisual, lo que provoca que de más margen al lector, que tantas veces se ve sólo aportando una visión sobre lo que sucede en el mundo real.

Es una novela que habla sobre las circunstancias de la vida, incluso situaciones ilegales; habla sobre la soledad en que muchos jóvenes viven en familias desestructuradas o con ciertos problemas; también habla del miedo consciente por algo que hemos hecho y que sabemos que no es lo correcto. Un reconocimiento del mal que podría ayudar al protagonista a salvarse si sus condiciones cambian.

Un libro que no pasará indiferente dado que enfrentará a la aventura de los caminos de la libertad, de la encruciada entre el Bien y el Mal, del amor y de los celos, de la existencia trágica y de la muerte.

Si debo de poner una nota a corregir, es que la Brigida Criminal es muy torpe para ser un cuerpo especializado que busca a un joven de apenas 16 años, que va dejando huellas y rastros, y que no se esconde.

cuadernosdelaberinto_lg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s