Mi sangre en la Tierra, de Val Rapun

mi-sangre-en-la-tierra

En Marracos, Zaragoza, en los albores de la guerra civil española, Mariano es detenido por la Guardia Civil. Es un hombre joven, casado y padre de cuatro niños. Le acusan de la reapertura de una oficina de la CNT, de ateísmo y de encabezar actos anarquistas. Sin mediar juicio es condenado a morir fusilado junto a otras diez personas. Antes de la ejecución es interrogado por un oficial del cuerpo, el capitán Alierta, quien impresionado por el discurso accede a liberar a uno de los penados, Félix Soteras. Los once detenidos son pasados por las armas, no obstante a la hora de darles sepultura en la fosa común, solo cuentan diez; uno de ellos ha desaparecido. Mientras tanto, un oficial republicano infiltrado en territorio enemigo aparece en el escenario de la matanza encontrándose con Carmelo, un anciano que hace de improvisado enterrador.

El hombre explica que falta uno de los fusilados y Enric, el soldado rojo, sale en su búsqueda y ayuda. Pronto da con él, constata que se encuentra gravemente herido y le procura asistencia en la casa de Carmelo. Cuando el huido recupera el conocimiento, manifiesta una profunda amnesia. Los tres, Carmelo, el herido y el oficial rojo, intentan huir hacia Cataluña pero los dos primeros son detenidos. Alierta reconoce al desmemoriado, es Mariano aunque este dice ser no quien ellos piensan sino que asegura ser el Fenix.

Por su parte, Soteras se reencuentra en Huesca con Apolonia, cuñada de Mariano. La mujer lo pone al tanto de la situación de su enamorada, Carmen. Felix y su padre urdan un plan para rescatarla del pueblo, para ello deben matar al falangista que mantiene cautiva a la muchacha.

Un guardia civil, atormentado por su proceder, dice haber visto a los fusilados. Busca consuelo en la confesión y recurre al cura del Marracos. Benito, el sacerdote, queda impresionado cuando el verdugo explica que entre los aparecidos hay uno que viene a poner justicia a sus iniquidades de supuesto hombre de fe. El cura lo identifica, es Aquel, el ángel que le atormenta en sus pesadillas.

Finalmente, Mariano y sus amigos y el propio Benito, aliado este con otras fuerzas, convergen en un mismo propósito y un similar destino donde lo inverosímil se roza con la realidad y lo mundano con lo divino.

“Mi sangre en la Tierra” es una novela histórica escrita por Val Rapún ambientada en un tema tan importante como la Guerra civil Española.

Como bien comentó Val, la historia surge a partir de la necesidad de reivindicar la figura de su abuelo paterno que siendo republicano resultó victima del alzamiento militar español de 1936. Tantas historias que son comunes, a tantos de nosotros, dado que mis dos abuelos tuvieron que participar en la guerra y ambos fueron heridos de guerra.

Aunque en un comienzo pensó en realizarlo como una biografía, se permitió la licencia de completarlo con intriga, narrativa y “esa cosa” que te engancha y no quieres dejar de leerlo hasta el final. Lo que hace una conjunción perfecta de historia y ficción a partes iguales.

La parte histórica se apoya en los sucesos que reunieron la guerra. Mientras que la ficción se basa en las razones científicas que pueden aparentar ser reales. La trama nos conduce desde el inicio por el camino de la mente, del pensamiento, del orgullo, de los ideales políticos, humanitarios e igualatorios. Lo que también provoca reacciones en los protagonistas de la novela, viviendo en un peregrinaje interior que da giros de 360º a sus vidas.

Personalmente el libro me ha encantado, quizás porque en mi casa, se ha tenido mucho respeto a esta Guerra Civil que motivo tantas violencia sobre los derechos humanos, y que causo tantas miles de vida. Es por ello, que me gusta devorar todo lo relacionado con este tema, intentando saciar todos aquellos aspectos que me son desconocidos y que, sin embargo, me causa tantas y tantas interrogaciones. ¿Y por qué no? Intentar empaparnos de la historia que no es contada en otro tipo de libros.

Si te gusta el tema, sus 489 páginas se leen en muy poquito tiempo, dejando un buen sabor de boca y culturalmente hablando muy completa.

Narrativamente hablando, está muy bien escrito, dado que no deja ningún hilo sin atar. Sin duda, un libro muy recomendable para todos aquellos que como yo nos atrae el tema, y como por aquellos que les gusta leer una buena historia.

logo Atlantis

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s